FANDOM


1875-1.jpg

SCP-1875-1 (Eje de mando no visible)

Ítem #: SCP-1875

Clase de Objeto: Euclid

Próximo Ejercicio Programado Noviembre-77: En Progreso Cancelado

[SÓLO PERSONAL AUTORIZADO]


Explicación de los Recientes Cambios en los Procedimientos de Contención

Creemos que las redes de computadoras en la contención de SCP-1875 han sido comprometidas. Como resultado, todas las comunicaciones electrónicas con la Instalación han sido cortadas hasta nuevo aviso.

El cuartel general ha suspendido los futuros ejercicios en el Noviembre-77 hasta que entendamos completamente como SCP-1875 transmite y recibe señales de comunicación inalámbrica. En consecuencia a esto, he modificado estos procedimientos con dos clausulas: (1) la exposición de SCP-1875 a las redes de datos inalámbricas y (2) el tratamiento a las personas expuestas a 1875-IMG-1AB.

-O5-█

Procedimientos Especiales de Contención: SCP-1875 nunca debe estar dentro del rango de transmisión de cualquier red de datos inalámbrica. El contenedor de la máquina ha de ser guardado en una caja Faraday, y debe tener un mecanismo de bloqueo totalmente mecánico.

Entre los miembros del personal de tiempo completo han de haber en todo momento al menos dos expertos en seguridad de red, un guardia de seguridad armado, y un especialista en psicología infantil. Cuando la máquina sea completamente montada y activada, la palanca de ajuste de velocidad de SCP-1875-3 no se ha de establecer en "V" (Velocidad máxima) sin la previa aprobación y la supervisión directa de un miembro del personal de Nivel 4.

Los dispositivos electrónicos con capacidad de almacenamiento de datos no se pueden introducir a las instalaciones, excepto durante el Ejercicio 1875-Noviembre-77, y todas las personas han de ser examinadas con el fin de prevenir que dispositivos de este tipo entren en el sitio de contención.

En el Ejercicio 1875-Noviembre-77, el Cuartel General permitirá que una computadora portátil especialmente diseñada y claramente-marcada para la ocasión sea llevada dentro del contenedor primario de SCP-1875. Tras finalizar a Noviembre-77, el personal de la Instalación debe garantizar que el portátil sea destruido en la trituradora del Sitio. Los datos de las investigaciones se han de manejar solamente en papel.

Cualquier evidencias de una exposición a 1875-IMG-1AB ha de ser informada inmediatamente a el Cuartel General.

Descripción: SCP-1875 es un tablero de ajedrez autómata de la Era-Victoriana,[1] el cual consiste de cuatro componentes principales, denominados sucesivamente como SCP-1875-1, SCP-1875-2, SCP-1875-3, Y SCP-1875-4.

SCP-1875-1

Una mesa tablero de ajedrez, de 72 x 72 x 64 cm, con una cuadrícula estándar de ocho por ocho con 64 cuadros en la superficie. Basándose en su composición, el equipo de investigación ha identificado el material exacto del que está hecho como Acero de Crisol Inglés, probablemente fundido entre 182█ y 187█.

El ██/██/199█, la Fuerza Operativa Móvil █████-█ recuperó a SCP-1875 de un laboratorio abandonado descubierto bajo la antigua residencia del Profesor ██████ M███████, en la Universidad ███████████, ███████████shire, Inglaterra.

Un eje de mando, diseñado para conectarse con SCP-1875-3, sobresale desde un lado del contenedor del sistema. La mesa contiene un sistema mecánico y biológico sofisticado que controla a una matriz de 64 electroimanes utilizando un motor analítico compuesto de los tejidos de los cerebros de las hijas gemelas (Designados como SCP-1871-1/a y SCP-1875-1/b) de el prodigio Ruso del ajedrez ██████ ███████████. Cada cuadrado en la superficie del tablero de ajedrez está conectado con un electroimán, y cada electroimán puede mover una pieza de ajedrez a una de las ocho casillas vecinas.

Los investigadores han desarrollado varias teorías con respecto a las especificaciones funcionales del mecanismo de control, pero la naturaleza de su componente biológico y su posible consciencia aún no han sido identificados.

SCP-1875-2

Un set completo de 32 piezas de ajedrez de estilo Oriental talladas en huesos humanos. Cada pieza tiene adjunta una pequeña (0.31 cm) almohadilla de hierro en su base. Las muestras de los huesos utilizados para hacer las piezas han sido genéticamente compatibles con las muestras del tejido de SCP-1875-1/a y SCP-1875-1/b.

Tras la recuperación de SCP-1875-1, un individuo anónimo relacionado con el Profesor M███████ le facilitó información a La Fundación con respecto a las piezas de ajedrez, diciendo que estas estaban en la posesión de █████ H██████ en el Washington Square Park de New York.

Imagen


1875-2.jpg

SCP-1875-3

Un motor a vapor estacionario fabricado por Maudslay, Sons & Field (1840), siendo su propietario también el Profesor M███████ y diseñado para hacer girar el eje de mando de SCP-1875-1.

El motor ha sido modificado para permitir la configuración de su velocidad. Cuenta con cinco ajustes de velocidad, etiquetados con números romanos.

Imagen


1875-3.jpg

SCP-1875-4

Una armadura Samurái del Siglo 18 al estilo Gusoku. Llegó a las custodia de La Fundación dentro de una caja junto a SCP-1875-3. La evidencia histórica sugiere que SCP-1875-4 habría sido situado en una silla frente a SCP-1875-1, sirviendo así como accesorio para las presentaciones. Los miembros del personal no han observado anomalías, sin embargo, varios investigadores han informado ansiedad tras hacer contacto visual con la cara de la armadura.

Imagen


1875-4.jpg

Addendum-01: Informe de Obtención

[SÓLO PERSONAL AUTORIZADO]


SCP Involucrado: 1875

Personal Involucrado: ████ ███████, Analista del Informe.

Fecha: ██/██/199█

Ubicación: Sitio-██

Descripción:

SCP-1875 parece ser un ajedrez completamente mecánico del Siglo 19. A diferencia de otros dispositivos "mecánicos" de esa época (Ver: Standage, Tom El turco: La vida y época de las Famosas máquinas de juego de ajedrez del siglo Decimoctavo), SCP-1875 no parece estar diseñado para ocultar a un operador humano.

SCP-1875 fue construido para el mismo propósito que los dispositivos contemporáneos—como una curiosidad, diseñado para ser jugado por voluntarios ante un grupo de espectadores, a los cuales se les cobraría una cuota de admisión. Las identidades de varios de los anteriores propietarios de SCP-1785 son conocidos (Ver: [DATA EXPUGNADA]), pero la información confiable respecto a su diseñador(es) y fabricante(s) sigue siendo difícil de obtener.

Cuando fue preguntado el origen de SCP-1875, un representante de la herencia del Profesor M███████ nos dirigió a un recorte de un periódico ruso (Ver: [DATA EXPUGNADA]) encontrado entre las pertenencias del Profesor. El artículo menciona la desaparición de gemelas de 14 años de edad, hijas de campeón de ajedres ruso ██████ ███████████ del ██/██/18██. Registros históricos posteriores indican que las niñas jamás fueron encontradas, y que las autoridades rusas no identificaron a la(s) persona(s) responsable(s). Sin embargo, todavía no tenemos ninguna conexión entre estos acontecimientos y SCP-1875.

La evidencia de apariciones públicas de la máquina, desde 18██, bajo el nombre de El Samurái, se han encontrado en los archivos del periódico ruso, británico, y americano (Ver: [DATA EXPUGNADA]). La última aparición registrada de El Samurái ocurrió el █ de Abril, 1906, en San Francisco, California. Su propietario en ese momento, el Sr. H████ H██████, murió a raíz del terremoto que azotó a San Francisco ese mismo mes. Se asumía que SCP-1875 también había sido destruido, hasta que fue encontrado por La Fundación.

Tras montar los componentes de SCP-1875 en las instalaciones del Sitio-██, hemos comenzado a comprobar las propiedades anómalas del dispositivo.

Addendum-02: Incidente 1875-55A

[SÓLO PERSONAL AUTORIZADO]


Fuente: 1875-P█ Archivo en la Bandeja de Entrada (Archivo 1875-███)

De: 1875-P█ [DirectorDepInvestigación]

Para: _DL_1875

Asunto: Prueba 1875-55

Fecha: 11/77/1999 11/07/1999, 16:58

Tras completar el montaje, se confirmó que SCP-1875 estuviera en pleno funcionamiento. En esta prueba, se utilizó un ordenador con softwave de ajedrez moderno con una fuerza variable para mesurar la inteligencia analítica de SCP-1875.

Posicionamos a un miembro del personal Clase-D (1875-D1) en la contención junto a la máquina, sentándolo detrás de las piezas negras del tablero de ajedrez y frente a SCP-1875-4, el cual fue colocado detrás de las piezas blancas. Cinco juegos de ajedrez se jugaron, cada uno con un ajuste de velocidad distinto. Las instrucciones para mover piezas fueron proporcionadas por altavoces inalámbricos.

1875-D1 se mantuvo ileso, y regresó al Sitio-██ para su siguiente asignación.

Lo siguiente es una breve lista de la fuerza de ajedrez en cada partida, medida en el sistema de puntuación Elo–estamos muy seguros de los números medidos desde I hasta IV:

(I) 800-1000 Elo

(II) 1000-1200

(III) 1200-2500

(IV) 2500-████

(V) 0-████ (?)

Debido al valor dado en la quinta prueba, hicimos varias pruebas adicionales con varios investigadores competentes en el ajedrez (Ver: Archivo 1875-V-██, Partidas █-███):

  • Inicialmente, SCP-1875 superó a los ████ Elo, superando en un ██% la calificación máxima medida en las pruebas con ajuste IV.
  • Tras la partida █, el juego de SCP-1875 se ha caracterizado por hacer movimiento ilógicos.
  • Durante la partida █, se observaron movimientos ilegales, obligándonos a abandonar los juegos en progreso. Esta actividad se observó con mayor frecuencia por cada minuto en el que la prueba se efectuaba.
  • Tras la partida ██, se observó un movimiento errático en la pieza. La velocidad en que SCP-1875 hacía sus movimientos aumentó, y comenzó a embestir violentamente a las otras piezas en el tablero.

Varias piezas de ajedrez se estaban desbaratando, y decidimos interrumpir las pruebas hasta que podamos determinar alguna manera de proceder sin causar más daños.

Los miembros del personal actualmente sospechan que la configuración V puede estar funcionando mal debido a la edad y desgaste de SCP-1875.

5 minutos después, lo siguiente fue enviado a todos los miembros del personal que trabajan con SCP-1875:

De: 1875-P█ [AnalistaInvestigador]

Para: _DL_1875

Asunto: Re: Fwd: Re: Prueba 1875-55

Fecha: 11/77/1999 11/07/1999, 17:03

Archivo Adjunto: шахматы.███ [17.2 Mb]

a1 b2 c3 d4 e5 f6 h7 g8 [<1875-IMG-1AB> REDACTADO]

1875-IMG-1AB es una imagen que apareció en el cuerpo del correo electrónico. Se ha eliminado de este informe debido a sus propiedades meméticas desconocidas, la cual provocó una reacción adversa en los █ miembros del personal que la vieron involuntareamente al comprobar el correo electrónico 11/07/1999, antes de haber sido notificados de esto. La imagen parece ser una fotografía en blanco y negro de dos niñas jóvenes, aunque se le describen como "distorsionadas" o "ampliados" de una forma visualmente perturbadora.

шахматы.███ es un archivo ejecutable, diseñado para controlar los movimientos del fondo de 1875-IMG-1AB. Se teoriza que esto le proporciona los efectos meméticos a 1875-IMG-1AB, aunque los investigadores aún no lo han determinado.

La reacción a la exposición 1875-IMG-1AB se caracteriza por los siguientes síntomas:

  • T+0 (exposure) – Ansiedad moderada
  • T+15min – Dolores de cabeza, temperatura corporal elevada
  • T+2hr – Se observan falta de sueño, insomnio y alucinaciones auditivas (Normalmente se oye la risa de una niña).
  • T+4hr – Alucinaciones visuales, ansiedad intensa
  • T+7hr – El sujeto permanece consciente, aunque aumenta su indiferencia hacia estímulos externos
  • T+11hr – Breve período de lucidez–el sujeto parece recuperarse y pide inmediatamente acceso a la computadora donde vio a 1875-IMG-1AB
  • T+12hr – Auto-Mutilación
  • T+14hr – [REDACTADO]
Recordatorio: La primera prioridad es responder a cualquier escenario de exposición a 1875-IMG-1AB trasladando a la(s) persona(s) expuesta(s) lejos de sus computadores de trabajo y aislándolo(s) de todos los computadores conectados a la red. - O5-█

Addendum-03: Incidente 1875-55B

[SÓLO PERSONAL AUTORIZADO]


☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐

☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒

☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒

  • ☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦
  • ☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒
  • ☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐⚉⚉〿☐☐☐☒☒

☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☐☐☐☐☒

☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐

E4

cABALLERO noche buena

KN0CK KN0CK QUIEN ESTA AHI?

TE VE0, <insert name here>

Y EL PE0N Y EL REY ESTAN EN LA MISMA CAJA

PE0N JAQUE REEEIIIIIIIIIII11111111111111111111111111111111

☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐☒☐☐☐☐☐☒▦⚉☐

Addendum-04: Ejercicio 1875-Noviembre-77

[SÓLO PERSONAL AUTORIZADO]


шахматы [17.2 MB]

CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO… CARGANDO…

1875-IMG-1AB.jpg

Notas al Pie:

  1. Ver: Suplemento Científico Americano. 6 de Noviembre, 1915. Torres y sus destacables dispositivos automáticos. Volumen 80, 2079, 296-298.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar